lunes, 9 de enero de 2012

Correspondencia de ayer y hoy.

Carta al amor que no llega:                           30 de julio de 2008

                A tus ojos,
a esa mirada
que entra en mi alma

                A tus labios,
a esos dos corpúsculos carmesí
que abrasan mis labios
cuando los besan.

                A tus piernas,
a esas dos medias enteras
que avanzan,
pisoteando sin piedad
mi [maltrecha] alma...

                               ...¿dónde estás?


Carta de vuelta...    (sin dirección al dorso)         9 de Enero de 2012

                Y el amor llegó
y se fué.
Y apareció,
y se esfumó.

                Y volví al punto de retorno
a la casilla de salida.
A perder los dados
a olvidar las reglas no escritas.

                Y vuelvo a silbar
la canción triste,
el blus de tus caderas
envidando a la vida
con cara de pócker
sin tener una buena mano
y guardándome un AS en la manga.

                Un AS para que no me lo robes
para que tu mirada al verme,
no vea.
para que tus piernas al pasar,
no pisen
lo que queda de mi [otrora maltrecha] alma.
 




Pedro-Ángel

No hay comentarios:

Publicar un comentario